Si hay una cosa que definitivamente nos diferencia del resto de los animales, esa es el instinto, los demás animales se valen de el para casi todas las actividades de su vida diaria y les funciona. A los humanos, al menos a mí, el instinto no solo no nos funciona bien sino que además trata de que nos equivoquemos tanto como sea posible. Por ejemplo, yo cada vez que tengo que salgo en una salida de metro por la que nunca había salído, mi instinto me dice que tengo que ir hacia el lado contrario del que en realidad es el camino correcto, y no vale decir, pues entonces si mi instinto me dice que tengo que ir hacia allí pues yo, que soy muy listo voy por el otro lado, pues no, eso no funciona pq el instinto de las narices como sabe ya que lo vas a hacer pues te indica correctamente para que té no le hagas caso y te confundas de nuevo.
Lo que no me explico es como hemos llegado a ser la especie dominante en este planeta.