Hace cosa de 2 años, un poquito menos, conocí a la que ahora es mi mejor amiga, yo siempre había sido un chico bastante cerrado, no expresaba mis sentimientos y eso había desencadenado en una depresión meses antes, ya estaba bastante mejor la verdad y supongo que gracias a eso, me permití conocer a esta gran amiga. De pronto me di cuenta de todo lo que me había estado perdiendo durante tantos años.
Durante un tiempo estuve bastante bien, comencé a abrirme un poco más y eso me hacia sentirme bien, seguía viendo con bastante frecuencia, menos de la que me hubiera gustado, la verdad, a esta amiga y mi estado se parecía bastante a la felicidad. en cierto modo empujado por ella, me decidí a hacer el curso de primer nivel de Reiki, con bastante escepticismo, eso si, y supuso un cambio radical en mi vida, empecé a crecer de verdad, no físicamente, sino crecer como persona, conocerme a mi mismo y permitirme sentir todo aquello que sentía.
Aún hoy sigo creciendo y aún hoy sigo necesitando ayuda, pero eso si, ahora ya no me da miedo pedirla, se que en este mundo hay personas amables, en el más amplio sentido de la palabra, como mi amiga, Eva, que están dispuestas a ayudarme cuando lo necesito.

Gracias Eva, eres maravillosa.

Gracias a tod@s l@s amig@s que tengo que también sois maravillos@s.